Señoras y señores, con vosotros, CoH2: The Western Front

Publicado: 24 junio, 2014 en Noticias
Etiquetas:, , , , , ,

El momento ha llegado. Los más de cuatro mil de jugadores asiduos de Company of Heroes 2 lo esperaban como el salvador de la franquicia. Las primeras impresiones dejan muy buenas sensaciones. Algo completamente nuevo en un sistema dual de ejércitos que comenzaba a cansar. Los norteamericanos llegan para ayudar a los soviéticos en su lucha contra el III Reich, ¿estrará a la altura de las expectativas?

Alemanes y estadounidenses vuelven a encontrarse en The Western Fronts

Company of Heroes 2 es un juego que requiere de expansiones continuas, sobre todo en la época actual en la que los jugadores se cansan rápidamente de los productos. Estamos en un momento en el que las políticas de las compañías se basan en lanzamientos anuales de sus franquicias. Desgraciadamente, esta moda, en gran parte producida por los impacientes jugadores, salta la barrera casi inmutable de la estrategia en tiempo real. Relic, la desarrolladora de la saga Company of Heroes se ha subido al carro y hoy, nos ofrece la primera expansión de su criatura, The Western Front.

Esta actualización se puede jugar sin tener el videojuego principal (se ve que éste no ha cuajado del todo entre los fans de la saga). Y es que The Western Front contiene lo suficiente como para funcionar por sí mismo. Dos nuevos ejércitos: el Oberkommando West y la US Forces, además de ocho nuevos mapas multijugador. Así que por 19,99 € podrás disfrutar, de forma independiente, de esta maravilla de la estrategia actual. También puedes comprar cada uno de los ejércitos por 12,99 €. Hay que señalar que se han integrado bien en el juego, ya que éstos se han insertado en el sistema del “matchmaking” anterior. Así que ahora en las partidas te puedes encontrar con ejércitos híbridos, aunque no los tengas.

Desgranando un poco la expansión, las primeras impresiones son muy satisfactorias. Los ejércitos que han añadido son originales y profundamente variados, tanto, que logran cambiar completamente la mecánica de juego. Con una infantería muy fuerte en los primeros compases de la partida y la necesidad de llevar a cabo tácticas más complejas para crear un ejército lo suficientemente equilibrado como para sobreponerse al enemigo. Quizás sí que se echa en falta más protagonismo de blindados, la base del CoH2. Aunque esta carencia de modelos de tanques se suple con tres portentos: el “Königstiger” y el Sturmtiger alemán y el cazatanques M36 “Jackson” estadounidense. Las batallas entre estos tres prometen ser salvajes y sin concesiones. La ayuda externa de los comandantes también se antoja aún más esencial que en el original, con habilidades enfocadas a llamar unidades y una artillería destructiva.

LA US FORCES

El ejército estadounidense basa su potencia en la versatilidad de las unidades. La comandancia tiene todos los edificios construidos pero que deben ser desbloqueados para poder usarlos. La ganancia de recursos es mayor y la mayoría de las unidades son variaciones de las que ya estaban presentes en el original, aunque con matices que los hacen especiales, como que al desbloquear una mejora de armamento, cualquier unidad de infantería puede “comprarlo” en la tienda, incluidos bazookas.

En un primer momento, una buena táctica es sacar al menos tres fusileros, comprar las mejoras de las ametralladoras BAR e ir con eso a capturar los puntos clave del mapa. A partir de ahí se disgrega la cosa. Como ya pasaba en el CoH2 normal, son muchas las opciones. Desde desbloquear al teniente y el edificio de las ametralladoras pesadas y vehículos ligeros hasta pasar al segundo enclave, donde podremos llamar a antitanques de 57mm o un carro ligero Stuart M3. Este paso es necesario para poder desbloquear el último edificio, el que contiene los tanques medios. Aquí podremos elegir por la versatilidad del Sherman M4A3, un tanque “todoterreno” pero débil ante los grandes blindados alemanes o especializarnos en el cazacarros M36 “Jackson”, una grata sorpresa con un cañón de 90mm que es capaz de perforar el blindaje de todos los vehículos habidos y por haber. Los comandantes, divididos en Blindaje, Aerotransportada e Infantería nos ayudan a enfocar mejor nuestra táctica para sacarle más partido a este poderoso ejército.


EL OBERKOMMANDO WEST

Por otro lado, el Oberkommando West, la sección oeste de la Wehrmacht alemana, basa su potencia en un rush constante de su infantería hasta que puedan llamar a los poderosos blindados pesados. El sistema de construir y pasar de fase para mejorar las unidades se cambia por “camiones comandancia” que se pueden desplegar en cualquier punto del mapa. Además, éstos aparecerán cada cierto tiempo hasta un máximo de tres. Un modelo parecido al de los británicos de la primera entrega. Con cada camión podremos decidir de qué tipo queremos que sean: médico e infantería, taller y vehículos ligeros o antiaéreo y blindados pesados.

Una buena táctica para los alemanes de élite es llamar al principio varios ingenieros de asalto, “rushear” para encontrar y matar las primeras unidades enemigas y asentar las posiciones con los semiorugas del segundo camión. A partir de ahí, aguantar con infantería de los comandantes hasta que podamos llamar al temible “Königstiger” o los comunes pero también poderosos Panthers. Un aspecto a tener en cuenta es la gran variedad de semiorugas SdKfz del tipo 251. Tendremos aquí desde un radar que mostrará las unidades enemigas, hasta antiaéreos, pasando por el modelo modificado de bombardero Stuka.

 

En este apartado poco o nada se ha cambiado con respecto al orginal, no obstante, hay que señalar que se ha hecho un mayor esfuerzo en captar el sonido real que hacen las armas y los vehículos, con captaciones de ruido reales de los mismos. Así lo demostró Relic en un vídeo reciente.

Además, esta expansión ha traído consigo los ya famosos equilibrios de los anteriores ejércitos existentes. Lo más destacado aquí son los cambios en la población que cuesta crear la mayoría de los tanques y vehículos ligeros además de una ligera subida en coste de recursos al Panzer IV, de  320 de puntos de efectivo y 115 de combustible a 350 de puntos de efectivo y 125 de combustible. También señalar la bajada al rango de ataque tanto del Elephant como del ISU-152, de 100 a 70. Todos estos cambios podéis verlos aquí.

Para finalizar estas primeras impresiones, sólo puedo decir que he vuelto a sentir la magia de la saga Company of Heroes con esta expansión. Los ejércitos ofrecen una profundidad que ya se necesitaba en el juego además de una mayor capacidad de personalización, lo que siempre atrae a los jugadores. Tanto la US Forces como el Oberkommando West son lo suficientemente diferentes a los otros ejércitos como para funcionar por sí mismos, no caen en la redundancia y las nuevas unidades son muy divertidas. Por otro lado, los nuevos mapas están, a priori, bien compensados, son enormes y enfocados en el frente oeste, sobre todo en la Batalla de las Ardenas, donde la nieve también está presente en todo momento. Yo fui uno de esos que lo precompró a los pocos días de salir y, por el momento, estoy más que satisfecho con el resultado. Bueno, voy a dejar de escribir y hacer lo que realmente se me da bien, jugar al The Western Front.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s